Un viaje por los sabores más andaluces: siete platos típicos y siete lugares donde descubrirlos

Por Laura Elena Vivas

Si es por sensaciones, las tenemos todas. Escuchamos el sonido de las olas envidiosas golpeando la tierra, tratando de ver lo que nosotros podemos observar, esos paisajes de olivos o monumentos espectaculares que son testigos de la historia de la región, del país y hasta del mundo. Olemos los campos donde se cría y cultiva el alimento, sentimos el aire pleno de sol mediterráneo en la cara y saboreamos todo aquello que producimos. Que es mucho. Que forma parte de nuestra idiosincrasia, de nuestras costumbres más básicas y más sofisticadas. Las de una región como la andaluza, las de un país que por algo es uno de los principales destinos  de turismo gastronómico en el mundo.

Tenemos todas esas sensaciones, y la gastronomía ocupa un lugar excepcional a lo largo y ancho, como en el Sur por ejemplo. En esa tierra de vista, oído, tacto, olfato y gusto privilegiado, la del disfrute tranquilo a ritmo de recetas y bebida en compañía, la del gazpacho y el salmorejo, las berenjenas crujientes con miel o el rabo de toro que ya es de toda España.

La de la Alhambra atardeciendo y sus bares y restaurantes, la de la cocina típica, la tradicional y la de versiones más modernas… La tierra con Granada como punto de referencia, una donde las opciones son infinitas para escoger y practicar una ruta de lugares donde probar platos muy andaluces.

Pescaito frito en Los Diamantes

Dos clásicos: el pescaíto frito es una de las preparaciones más tradicionales de la cocina andaluza, y Los Diamantes, un referente en cuanto a establecimientos de hostelería en Granada desde 1942. Está en pleno centro de la ciudad y hay que buscar sitio para pedir porque siempre está lleno de familias y amigos que acuden a pasar un buen rato con una Alhambra Reserva 1925 y comida abundante y sabrosa. Este plato es su especialidad, un imprescindible de la cocina andaluza en el que lo más importante es el buen producto y una fritura justa y sin exceso de aceite… Por esta razón cualquier granaíno recomienda Los Diamantes.

platos de andalucia en restaurantes de granada

Caracoles en el bar Aliatar

De los caracoles se dice que ya en la Edad Media se consumían al no romper la abstinencia cuaresmal, y en el siglo XX aparecen algunas recetas para prepararlos. Es un plato típico de Granada asociado a algunas festividades y dicen algunos que en el bar Aliatar, un establecimiento fundado en 1947 y conocido por sus bocadillos con rellenos variados y sorprendentes, los preparan muy bien. Una buena opción para combinar con una Alhambra Especial al maridar bien con su toque picante porque ya se sabe, caracoles sin picante no hay quien los aguante.

Lomo de orza en Prado Negro

Aunque es un plato típico de varias regiones castellanomanchegas y andaluzas, cada una tiene sus particularidades a la hora de prepararlo. El lomo de orza surgió para conservar las carnes de la matanza, primero cocinadas y después dejadas en una orza con  manteca y especias para que durara todo el invierno y la primavera sin echarse a perder, aunque también se aplicaba el proceso a otras carnes y embutidos. En Granada es una receta tradicional, y en la taberna Prado Negro es conocida por su sabor. Se encuentra en el parque natural de la Sierra de Huétor y a  él acuden muchos aficionados y profesionales de las rutas en bici.

Ensaladilla de gambas en Cunini

La celebérrima ensaladilla rusa que se come en toda España, en Granada y otras provincias de Andalucía tiene su propia versión con gambas en vez de atún, y uno de los sitios recomendados es el restaurante Cunini, otro lugar histórico de la ciudad, una marisquería con más de 70 años de andadura en pleno centro, un espacio clásico y elegante y una terraza perfecta para comer bien durante el buen tiempo.

Olla de San Antón en La Cuchara de Carmela

Uno de los platos más representativos de la provincia de Granada. Se llama así por la matanza que se hacía en los días cercanos al de San Antón, el 17 de enero. Diferentes piezas del cerdo se cocinan con habas, judías, morcilla, arroz y verduras, una preparación contundente para el frío del invierno que en el restaurante La Cuchara de Carmela lo saben hacer muy bien, un lugar que desde 1955 es conocido por sus guisos. Es un espacio tradicional y cuidado en el que se puede disfrutar del sabor típico granadino.

7 platos de andalucia en restaurantes de granada

Berenjenas a la miel en El Bar de Fede

Un plato muy andaluz, que refleja una vez más el legado dejado por los árabes en nuestra gastronomía. Las berenjenas a la miel es una preparación que suele gustarle a todo el mundo, perfecto para un picoteo o como entrante, y en El Bar de Fede encuentra una excelente versión. Se trata de un local con encanto y una decoración desenfadada. Su barra central llama la atención y ofrece unas cuantas opciones de tapeo y platos para comer en los que «lo clásico se funde con lo contemporáneo».

Salmorejo en La Ruta del Azafrán

Si hay una receta andaluza, cordobesa para más señas, que se toma con mucha frecuencia durante el verano es el salmorejo. Menos conocido que el gazpacho -también andaluz- pero con una popularidad innegable por lo refrescante y deliciosa que resulta la mezcla del tomate con aceite de oliva y pan viejo (sus ingredientes principales). En el restaurante La Ruta del Azafrán lo ofrecen como entrante, pero es que, además, es un local que no hay que perderse por las impresionantes vistas que ofrece desde sus mesas de la Alhambra de Granada, Un lugar perfecto para una cena idílica.

Imágenes | Facebook Los Diamantes, La cuchara de Carmela, iStock/

En Momentos Alhambra | De tapas por Granada: siete bares para descubrir su sabor más auténtico

En Momentos Alhambra | Nueve restaurantes donde llevarse a Granada al paladar

Comparte con nosotros

1 comentario

  • Juan Jiménez Alonso says:

    Con todo el cariño y admiración de quien hace una defensa de nuestros productos allá donde va:

    En Granada usar el término de pescaíto frito es cun claroo ejemplo de invasión de un lenguaje andalucizante ajeno a nuestra historia y costumbres. «Pescaíto frito» nunca se ha dicho en Granada hasta el advenimiento de la autonomía andaluza y sus redes de difusión de costumbres ajenas a nuestra tierra mediante Canal Sur y otros medios.
    En nuestra patria chica siempre, siempre, se ha usado «fritura de pescado (variada o no)».

    Con todo el afecto, al igual que defendemos nuestra cerveza como patrimonio, nuestras costumbres deben ser defendidas y promocionadas en la misma medida. Dejad esa terminología para deonde realmente es acorde.

    Juan Jiménez Alonso

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos Relacionados
Descubre los cuatro rincones donde sacarle todo el sabor a la primavera

Descubre los cuatro rincones donde sacarle todo el sabor a la primavera

27 marzo, 2019
Los días que se alargan y que nos avisan de que la primavera está al caer. Las mañanas frías que se tornan en mediodías cálidos. Las terrazas a media tarde y los refugios de interior a media noche. Todo eso es típico de los últimos días de invierno, los que nos hacen sentirnos como en los primeros versos de un poema que habla de la belleza primaveral.
Lucía Freitas, o cómo conseguir que el producto más auténtico deslumbre en cada plato

Lucía Freitas, o cómo conseguir que el producto más auténtico deslumbre en cada plato

25 julio, 2019
La gastronomía forma parte de la cultura de cada país. Mediante sus platos y su elaboración, podríamos adivinar cómo son sus gentes, la pasión con la que viven la vida y el tiempo que dedican a los pequeños detalles del día a día. La pasión es el arma con la que consiguen destacar los mejores artesanos. Lucía Freitas, chef gallega con más de 10 años de trayectoria profesional, una Estrella Michelin y dos restaurantes que rodean la Plaza de Abastos de Santiago de Compostela, conoce a la perfección la receta de la pasión y de la lucha por perseguir un sueño. Ese sueño con el que se despertaba desde que era pequeña.