imagen de Cervezas Alhambra

¿ERES MAYOR DE EDAD?

imagen de Cervezas Alhambra imagen de Cervezas Alhambra

Guiso de pescado, receta con sabor marinero para disfrutar de un otoño sabroso

A lo largo y ancho de nuestra gastronomía existen multitud de platos típicos de origen humilde y sencillo, que se caracterizan por un sabor delicioso y que nos enlazan con el gusto por mantener la tradición de las cosas bien hechas. Otoño es una época estupenda para preparar esta receta tradicional de guiso de pescado, que podemos encontrar en muchos pueblos de España, para la que se utilizan pescados e ingredientes de temporada.

El guiso de pescado surgió como una forma de aprovechar —de forma sencilla por los pescadores— las capturas de piezas qué más difícil salida tenían en el mercado, elaborando un plato completo, sabroso y reconfortante —sobre todo ahora que empiezan los días fríos—, como ocurre con todas las gastronomías tradicionales, que recomponen el alma además del cuerpo.

El mejor maridaje para este guiso de pescado es La Numerada Palo Cortado de Cervezas Alhambra, una cerveza que con su ligero amargor y un punto de dulzor con final seco, ensalza e intensifica los sabores de esta receta y provoca sensaciones únicas, alertando a nuestros cinco sentidos para que podamos disfrutar de todo lo que esta combinación nos ofrece.

 

Ingredientes

  • Duración 1h10m
  • Raciones 4
  • Dificultad Media
  • 1 Kg de pescado de roca variado, limpio, troceado y salado
  • 1 cabeza de ajos pelados
  • 1 manojo de perejil
  • 2 tomates pera pelados y troceados grandes
  • 1 puñado de almendras fritas
  • 4 patatas grandes peladas y troceadas grandes
  • Unas hebras de azafrán tostado y molido
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal
  • Agua

Preparación

En una cazuela honda ponemos aceite y sofreímos las patatas. Mientras, hacemos una picada con los ajos, los tomates, las almendras y el perejil. Añadimos la picada a la cazuela y removemos para que las patatas se impregnen bien. Agregamos agua hasta cubrir las patatas y lo dejamos hervir a fuego lento unos 15 minutos o hasta que las patatas estén casi hechas.

Agregamos las hebras de azafrán. Pasamos el pescado ligeramente por agua, para quitar el exceso de sal, y lo añadimos a la cazuela. Si es necesario añadimos un poco más de agua. Lo dejamos hervir unos 20 o 30 minutos hasta que el pescado esté hecho, sin remover demasiado para que no se deshaga.

 

Cómo servir el guiso de pescado

El mejor acompañamiento para este guiso de pescado es un alioli. Si te ves con ánimo puedes hacerlo al modo tradicional, como los marineros, machacando un ajo en un mortero y añadiendo el aceite en un hilo sin dejar de remover con la maza, para que ligue. Ponlo en un bol aparte para que cada comensal se sirva la cantidad que desee. Reparte el el pescado, las patatas y el caldo en cada plato, que sea más o menos caldoso dependerá un poco del gusto personal de cada uno.

No te olvides de maridar este receta con La Numerada Palo Cortado de Cervezas Alhambra, criada varios meses en barricas —que previamente se han contenido durante al menos un año vino de tipo Palo Cortado— de roble americano, lo que aportará a esta variedad los tonos característicos a vainilla y coco, así como la aparición de notas tostadas que se funden con el resto de aromas. Una deliciosa forma de disfrutar esta sabrosa receta.

Preparar y servir un guiso de pescado es la forma ideal de disfrutar de los nuestros alrededor de la mesa, de recuperar el gusto por la cocina de nuestras abuelas, hecha con mimo y empleando el tiempo necesario para conseguir un plato perfecto. Como los maestros cerveceros de Cerveza Alhambra, que utilizan todos sus sentidos para descubrir la mejor mezcla, para ofrecernos el mejor resultado.

Los pescados que podemos utilizar para hacer esta receta de aires marineros son varios, lo mejor es dejarnos llevar por los que encontremos en el mercado, pero los de roca —con muchas espina y carne tersa y prieta— serán los más sabrosos. Mejor poca variedad y buena calidad, pues en realidad esta es una preparación culinaria que no necesita muchos ingredientes. El secreto está en una buena picada, que ayudará a que la salsa espese y coja la textura adecuada, ayudando a redondear el sabor resultante.

X