Los artistas protagonistas de Espacios Singulares: una cata con mucho arte

Por Eva Gracia

Algo que hay que disfrutar con calma, paladeando los matices, apreciando los detalles y atendiendo a cada pormenor. Eso es el arte, una forma de expresión, de comunicación y de contar historias que necesita paciencia y una mirada abierta y dispuesta a aprender.

Por todo eso, el arte es un compañero ideal de la gastronomía y la pareja de baile perfecta para las catas-talleres de Cervezas Alhambra, organizadas durante el pasado mes de septiembre en la ciudad de Valencia.

En esas completas citas, a las que entrabas con la ilusión que genera en el estómago una experiencia nueva y de las que salías enamorado de la filosofía de cuidar cada momento, las obras de arte de artistas locales tenían una especial relevancia.

Cuatro nombres de creadores de la tierra han resonado en los espacios singulares en los que han tenido lugar estos talleres. Y han dejado a los asistentes con el hambre de conocer más detalles de sus obras y de volver a encontrarse con ellos en el camino.

arte talleres alhambra valencia

A su manera, Omega TBS, Tactelgraphics, Marcos Martínez y Quique Marzal han interpretado el manifiesto  de Cervezas Alhambra y han dado forma a pinturas, diseños e instalaciones que expresan, de cuatro modos distintos, el espíritu de disfrute y aprecio por lo artesanal y las cosas pequeñas que perfila el ADN de esta casa.

Todos ellos, jóvenes promesas del arte valenciano, escogidos con cuidado y criterio por la comisaria de la exposición, María Tinoco, al frente de la galería Mr. Pink desde sus inicios, han plasmado en sus obras su visión del Alhambra way of life.

Omega TBS alzó su singular voz urbana. Y salió de su garganta un canto de amor a nuestro sexto sentido: el tiempo. Este artista, especializado en ilustración y dibujos, dio rienda suelta a sus vibrantes trazos para crear una pieza en la que, sin recurrir a tópicos, se representa el valor de cada segundo.

En su obra, Omega —que bebe de las influencias de la calle y de los murales de gran formato— traza una enorme cabeza con raíces en la tierra que vive rodeada de árboles y cuya única misión es ver cómo el tiempo hace que las cosas crezcan, cambien y evolucionen. Como en la vida.

arte talleres alhambra valencia

Si, al hablar de estas catas y talleres, nos referimos a eventos 360º, al pensar en las intervenciones de Tactelgraphics visualizamos obras del mismo tipo. El colectivo, integrado por Ismael Chappaz y Juanma Menero, trabaja la fotografía, el diseño y formatos físicos varios con una soltura solo apta para aquellos que conocen a la perfección el medio en el que se mueven.

Para su colaboración con Cervezas Alhambra tomaron la frase “Para el tiempo”, como eje sobre el que pivotaría su obra. La escribieron, con tubos de luces de neón y una preciosa tipografía, sobre una fotografía en blanco y negro. Y, con ese contraste y mezcla de estímulos —cómo retirar la vista de unas palmeras en escala de grises que te invitan a frenar—, cautivaron las almas y los perfiles de Instagram de los más nostálgicos de lo ochentero.

Quienes fueran amantes del vintage más auténtico, ese que nos retrotrae a épocas en las que el glamur era una bandera y el cuidado de los detalles su principal estandarte, podían encontrar en la obra presentada por Marcos Martínez un oasis en el que perderse.

El artista, especialista en combinar collage, pintura y fotografía, colgó cinco singulares piezas, una por cada sentido, en las que guiñaba un ojo a la tradición granadina colocando algunos elementos geométricos. Y todo ello, vestido con un preciosista y onírico traje de colores pastel.

Nuestra vía para palpar y conocer el mundo, los sentidos, también fue la inspiración de Quique Marzal, el cuarto artista participante en esta exposición. Las figuras que este valenciano colocó en coloridas cajas se dedicaban, sencillamente, a mirar, escuchar, oler, saborear y tocar la vida. Y todo… mientras las nubes pasan y el tiempo fluye.

Imágenes | Cervezas Alhambra

En Momentos Alhambra | Los secretos gastronómicos de la cata de Cervezas Alhambra en Valencia

En Momentos Alhambra | Los Talleres de Degustación de Cervezas Alhambra en Valencia: una experiencia en primera persona

Comparte con nosotros

1 comentario

Responder a Maryté Vargas de Valdivia Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos Relacionados
Siglos de forja, yunque y martillo: la herencia del ferreiro asturiano

Siglos de forja, yunque y martillo: la herencia del ferreiro asturiano

16 enero, 2018
Hay algo de ancestral en trabajar con los elementos, en enfrentarse a ellos y dominarlos. Es lo que consiguen los ferreiros asturianos al templar el hierro y convertirlo en variadas y caprichosas formas: hachas, cerrojos, barandillas de forja. Hierro y carbón: apenas se necesitan estos dos componentes para transformar la naturaleza, para conseguir un cambio tan radical; de roca a líquido. De líquido a masa maleable, que se pliega a las exigencias que marca el golpe del martillo sobre el metal, que reposa sobre el yunque. Y del fuego, que altera su naturaleza y la modifica.
El arte entre hilos de Maite Ortega

El arte entre hilos de Maite Ortega

25 febrero, 2019
Transformar los objetos que encontramos para darles un nuevo significado o apreciar con mayor intensidad alguno de sus rasgos es algo que los artistas contemporáneos —como los que colaboran la plataforma crear/sin/prisa de Cervezas Alhambra— tratan de plasmar en sus obras desde que las vanguardias ocuparon la primera plana del arte.
Lita Cabellut, pinceladas que van un paso más allá de la superficie de la realidad

Lita Cabellut, pinceladas que van un paso más allá de la superficie de la realidad

31 agosto, 2017
Lita Cabellut nació dos veces. La primera fue en 1961, en Sariñena, un pueblecito de Huesca, en el corazón de Los Monegros, un lugar donde contrasta la frescura ribereña de sus huertos con el secano de las mesetas que lo rodean. A su padre no lo conoció y de su madre solo sabe que era gitana, ejercía la prostitución y con pocos meses le abandonó al cuidado de su abuela.